jueves, 5 de octubre de 2006

El borracho de los millones

Que cabaret que es River, lo es hace mucho tiempo. Yo soy de ellos que no cree en la vuelta de los ídolos cuando ya están baqueteados: Era muy joven para distinguir si la vuelta del Enzo en el 94 era acertada (y lo fue), pero si me opuse a la vuelta de Gallardo en el 2003; no me opuse a la de Salas, pero reconozco que el Chileno siempre genero un sentimiento futbolero irracional dentro de mi por su gran fútbol. Vayamos a lo concreto, todas las vueltas de Ortega a River fueron un fiasco. La primera, equipo armado entre Saviola-Aimar-Angel, se lo relega al cacho Coudet para que juegue Ortega, que volvía de Europa. El equipo entro en declive. La segunda, que lo termino llevando al futbol turco tampoco aporto nada. Vamos a lo concreto, la tercera vuelta del burrito fue mas una movida política popular que un aporte futbolístico: Ya en “ñuls” el burrito parecía haber rifado su exquisita cintura, su habilidad para ganar los partidos, etc. Ortega vuelve a River para darle eso que la hinchada (no entiendo porque) pedía. Y así fue, y así sucedió, pagamos millones por el pan y el circo, movimiento con esencia Peronista. Pero digamos algo, ¿ que capacidad dirigencial tiene River en contratar un jugador que esta pasado de años y encima no compensa con fútbol sus problemas adictivos?. El buen Ramón, en una charla de Quincho lo agarro a Cristian Castillo y le dijo: Vos hace la fiesta que quieras mientras me rindas en la cancha. Yo no soy un tribunal moral, Ortega como cualquier otro individuo puede hacer lo quiera. Los problemas con la bebida son conocidos, de hecho, en la platea San Martin alla por el 96 en plena Libertadores se hacia un chiste muy popular por aquel entonces: Cuando Ortega no toma, juega mal. Digo, no se mucho, ¿pero River es una institución de buenos amigos o una institución que juega fútbol profesional? No me da lastima Ortega, hoy el periodismo Gordo Palacios lo quiere premiar por su sinceridad: El adicto es un héroe, yo tengo amigos muchos adictivos, más perdidos que solo reciben la mala mirada de una vieja de Barrio Norte. Es el fútbol y no la persona, bahhh… al menos esas las reglas que puso occidente.

1 comentario:

fede - hincha sin club dijo...

100% de acuerdo
este aguilar sino le paga a la barra estaria flotando en el riachuelo con todas las metidas de pata que hace
bah es un demagogo que mientras reparta no va a pasar nada
igual si te fijas la opcion no era mucho mejor

che y esta buena la ulfano o lo decis en joda?